Cómo combatir y tratar la ansiedad por la comida

La ansiedad por la comida representa un gran problema para mucha gente ya que, en ocasiones, se traduce en una pérdida total o parcial del control sobre su alimentación que ejerce un profundo impacto en muchos aspectos de su vida.

De esta forma, la persona puede encontrarse ingiriendo una cantidad de comida definitivamente superior a la que la mayor parte de la gente consumiría en circunstancias similares. Así, algunas personas sienten el deseo de comer como una fuerza poderosa que los impulsa a engullir aun experimentando repugnancia por lo que están haciendo. Parece, mientras tanto, que la persona está inmersa en un trance, con una sensación de conciencia alterada.

Esta ansiedad por la comida algunos la padecen mucho antes de empezar a comer. Para otros emerge gradualmente a medida que empiezan a comer. O puede sobrevenir de repente al caer en la cuenta de que han comido demasiado, es decir, tras la ingesta.

La pregunta que puede surgirte llegados a este punto es la de “¿cuándo sé que esto es un problema?”. La respuesta es clara: En la medida en que interfiera en tu calidad de vida y en tu salud física.

¿Qué desencadena la ansiedad por la comida?

Para poder combatir la ansiedad por la comida, es importante conocer los desencadenantes que la originan. Así, la dieta y el hambre asociado a ésta, pueden tener muchos efectos indeseables. Imponer límites estrictos a la alimentación y comer demasiado poco (mantener la cantidad de comida ingerida por debajo de cierto límite calórico) origina una creciente presión fisiológica y psicológica. Un importante efecto psicológico es que, quien hace dieta, se obsesiona con la comida y, en particular, con aquéllos alimentos que intenta evitar: “Alimentos prohibidos”, “comida peligrosa” o “todo lo que engorda”. Estos alimentos, por ende, se cargan de un alto componente ansiógeno para el individuo haciendo que, cuando los consuma, experimente grandes sentimientos de culpa.

Esta obsesión repercute en la concentración de la persona, la cual se ve limitada por la presencia intrusiva de pensamientos relacionados con la comida. Además, la persona puede irritarse con mayor facilidad y presentar un estado de ánimo más bajo en comparación con el habitual.

¿Cómo se trata la ansiedad por la comida?

Si has decidido afrontar tu problema de ansiedad por la comida, deberías buscar ayuda profesional. En este sentido, hay muchas figuras destinadas a ayudarte a tratar la ansiedad por la comida: Psicólogos, psiquiatras, médicos generalistas, dietistas, trabajadores sociales, enfermeros… Éstos no sólo te ayudarán a superar esta dificultad, sino que también trabajarán para ayudarte a mejorar tu autoestima y tus relaciones (entre otros aspectos).

El especialista monitorizará tu progreso, te animará y te guiará a la hora de identificar soluciones a los problemas que encuentres en tu camino. Así, el tratamiento más eficaz se ha consolidado como una forma específica de Terapia cognitivo-conductual (TCC).

En el Instituto Psicológico Cláritas contamos con profesionales especializados en esta forma de terapia que pueden ayudarte a superar tu problema de ansiedad por la comida para que logres sentirte mejor contigo mismo y con los demás y para que mejore tu calidad de vida y tu salud física. No dudes en pedirnos ayuda, estaremos encantados de atenderte.

ESTAMOS CERCA DE TI

Elige el tipo de sesión que más se adapte a tus necesidades y empieza ya a sacarte partido con Cláritas.